sábado, 8 de agosto de 2015

Conejos y chisteras


Una cosa que he aprendido con los años, es que las expectativas que uno tiene cuando va a ver un espectáculo de magia van en proporción a lo grande que sea el escenario. Por ejemplo, tu vas por la calle y alguien te hace desaparecer la cartera o el reloj y te c_gas en su sombra, pero en cambio vas a un teatro a ver un espectáculo de ilusionismo y lo que quieres es que te engañen como a un chino. Y cuanto más, mejor.

Hace poco fue mi cumpleaños y me regalaron unas entradas para ver a un gran mago. La noche de antes no podía dormir. Magia, trucos, ilusión...! Sabía como iba a entrar, pero no como iba a salir. Uno cree que cuando va a estos sitios lo van a coger fijo de voluntario. A ti, si. Te invade un sentimiento de megalomanía y crees que eres el elegido, el perro pastor, el macho alfa. Estás dispuesto a que te saquen una cobaya de la oreja, te hagan levitar dos palmos del suelo o te cambien el novio por uno más mono. A más de una no le importaría, la verdad.

Pero en realidad, qué es lo que sucede? Los magos están mal asesorados. Se empeñan en adivinar cosas que no sirven para nada, como el animal en que estás pensando, el nombre del pueblo donde estuviste veraneando el año pasado o una carta de la baraja. Vale, eso está muy bien, pero... y qué? Eso ya lo sabia yo antes de pagar los 30 euros de la entrada. Lo que en realidad quiero saber es el número del Gordo de estas Navidades, donde guarda el chocolate mi madre o a que gimnasio va Hugo Silva. Creo que alguien le tendría que aclarar esto a los magos, porque al final estamos perdiendo tiempo y dinero.

Otra cosa que me indigna, es la manera como irrumpen los magos en el escenario. Vale que las bombas de humo, los helicópteros, las bolas de fuego y las piscinas llenas de pirañas están ya muy vistas, pero estar haciendo cola en la puerta y ver como el mago baja de un taxi 5 minutos antes de empezar la función, sudado, vestido de playa y fumando un pitillo, acelera mis ganas de ponerme en contacto con el defensor del pueblo.

Hoy, desde aquí, quería lanzar este mensaje:

Magos del mundo, os amo a todos. Sin vosotros no existiría la ilusión ni el producto desparasitario de conejos. Pese a esta entrada reivindicativa en el blog, os pido de corazón que sigáis ahí moviendo rápido las manos, despistándonos con el vuelo de una paloma o haciéndonos creer que después de un día malo, puede haber uno mejor por el simple hecho de decir en voz flojita y cerrando fuerte los ojos la palabra mágica birlibirloque!

Que nada nos haga estar demasiado tiempo con los pies en el suelo, porque lo que vuela y a veces ya no podemos tocar, es a menudo lo más emocionante.

viernes, 7 de agosto de 2015

domingo, 8 de febrero de 2015

Liubov es amor en ruso

Le dijo mientras se retiraba hacia atrás el cabello.

Y como en las novelas de Aleksandr Solzhenitsyn, ella seguía sin entender nada.


miércoles, 4 de febrero de 2015

El invierno


Fríos días seguidoras y seguidores del blog:

A menos que me leáis desde la otra punta del mundo, estaréis viviendo en vuestras carnes la fase más fría del año, los días de tembleque y no quiero ir al cole, la fashion week de vuestro armario, donde os inventáis los códigos de la moda que se reducen en ponerte toda la ropa posible sin dejar intuir una curva. Es importante estos días pintarte bien los labios si eres chica o dejarte una barba frondosa si eres chico, muchas veces se ha llegado a discutir el sexo de las personas en estas fechas. Yo misma me he confundido al entrar en los lavabos de los bares y al final entre la duda y el frío de quitarme las capas, ya se me han pasado las ganas de hacer pis.

Mucho se ha discutido sobre la inteligencia del ser humano, del delfín o de la mosca del vinagre (la que vive un día, coge la turca de su vida, se gasta los ahorros de 24 horas y ale, al otro barrio) pero los verdaderos seres inteligentes son animales que creemos de medio pelo como la marmota, el lirón, la ardilla de tierra o el hámster. Y por qué? Os preguntaréis. Porque hibernan.

Hibernar es lo más. Es como cuando te dan un examen de mates, ves las preguntas y puedes congelar el tiempo. Como cuando tu novio te sugiere que os hagáis un tatuaje juntos o tu madre te pide que la acompañes al Corte Inglés. Necesitas tiempo para digerirlo, como mínimo seis meses para pensártelo o en su defecto, para que se le olvide.

Yo creo que estos animales no han subido en la escala de inteligencia porque les ha fallado algo: el lugar donde esconderse. Un animal inteligente no se mete en una cueva o en un truño de agujero en medio del bosque. Qué miedo. Alguien debería decirles que al menos echen el pestillo antes de ponerse a dormir. A mi me dicen que desaparezca seis meses y lo primero que hago es depilarme. No me extraña que la marmota, el lirón, la ardilla de tierra o el hámster sean tan peludos, después de tantos meses de letargo, es tal el descontrol de pelaje que ves unas pinzas y te haces el harakiri.

domingo, 2 de marzo de 2014

Flamencos y palmeras

Sé que todavía no ha llegado la primavera, pero para darle la bienvenida, nos vamos vistiendo de gala para que perciba que ya tenemos ganas de que venga.

Que no se enfade el invierno, pero tenemos ganas de guardar los jerseys lanudos en el fondo del armario, blanditos, mullidos... como tiernos osos que quieren hibernar y pasar seis meses contándose batallitas de lo que les ha pasado la otra mitad del año. Os imagináis que un oso se os sienta al lado en el autobús en su último día antes de meterse en la cueva? Os deja la oreja como una cometa, que si esto, que si lo otro... que si ha tenido que posar desnudo en la puerta de Natura para hacerse un blanqueamiento de colmillos... Los pobres tienen ganas de hablar antes de meterse en el agujero, es normal.

Os dejo aquí a un tipo muy molón que ya se atreve a marcar tendencia con esta camiseta que ya huele casi a verano. 

Y vosotros que sois más, de flamencos o de palmeras?

Hasta pronto chicos ;) 



domingo, 2 de febrero de 2014


"Para dibujar hace falta mirar con atención; si observas, conoces; si conoces, quieres y aquello que quieres lo proteges".

Jordi Sabater Pi

miércoles, 1 de enero de 2014

News!


Seguidores y seguidoras del blog ;)

Ahora El pájaro y el gusano también está en Facebook, así que si queremos ser cada vez más pájaros y más gusanos y expandirnos como una plaga de chinches, sólo tenéis que pinchar en éste enlace https://www.facebook.com/elpajaroyelgusano y dar a ME GUSTA!

Venga chicos, a darle al botón como si no hubiera mañana, que se note que en año nuevo todos estamos colmados de buenas intenciones ;)